En un entorno de Horizon 7, las sobrecargas de inicio de sesión son el principal factor a tener en cuenta al determinar los requisitos de ancho de banda.

Aunque numerosos elementos son importantes al diseñar un sistema de almacenamiento que admita un entorno de Horizon 7, desde una perspectiva de configuración del servidor, es esencial planificar el ancho de banda de almacenamiento adecuado. También se deben considerar los efectos del hardware de consolidación de puertos.

Los entornos de Horizon 7 pueden experimentar ocasionalmente sobrecargas de E/S, durante las cuales todas las máquinas virtuales realizan una actividad al mismo tiempo. Las sobrecargas de E/S pueden ser debidas a agentes basados en el invitado, como software antivirus o agentes de actualización de software. Las sobrecargas de E/S también se pueden deber al comportamiento humano, como cuando todos los empleados inician la sesión prácticamente al mismo tiempo por la mañana. VMware ha probado un escenario de sobrecarga para 10.000 escritorios. Si desea obtener más información, consulte Resultados de la prueba de rendimiento de View Composer.

Estas sobrecargas se pueden minimizar mediante el empleo de prácticas operativas recomendadas, tales como el escalonamiento de las actualizaciones en distintas máquinas virtuales. También se pueden probar varias directivas de cierre de sesión durante una fase piloto para determinar si suspender o apagar las máquinas virtuales cuando el usuario cierra la sesión provoca una sobrecarga de E/S. Si se almacenan réplicas de View Composer en almacenes de datos de alto rendimiento independientes, se pueden acelerar las operaciones intensivas y simultáneas de lectura para enfrentarse a las sobrecargas de E/S. Por ejemplo, se puede usar una de las siguientes estrategias de almacenamiento:

  • Configurar manualmente el grupo para que las réplicas se almacenen en almacenes de datos de alto rendimiento independientes.

  • Utilizar Virtual SAN, disponible con vSphere 5.5 Update 1 o versiones posteriores, que utiliza una administración basada en directivas de software para determinar qué tipos de discos se deben utilizar para replicas.

  • Utilizar Virtual Volumes, disponible con vSphere 6.0 o versiones posteriores, que utiliza una administración basada en directivas de software para determinar qué tipos de discos se deben utilizar para réplicas.

Además de determinar las prácticas recomendadas, VMware recomienda proporcionar un ancho de banda de 1 Gbps por cada 100 máquinas virtuales, aunque el promedio de ancho de banda sea 10 veces inferior a ese. Una planificación tan conservadora garantiza suficiente conectividad de almacenamiento para picos de carga.