El modo de implementación de alta disponibilidad (High Availability, HA) incluye nodos activos y en espera para garantizar que los servicios no se vean interrumpidos.

Una implementación de HA se ejecuta en tres hosts ESXi e incluye al menos 10 máquinas virtuales. Estas incluyen dos equilibradores de carga, tres nodos de base de datos, dos controladores, la plantilla de OpenStack de Servidor de administración de OpenStack y al menos un controlador de proceso. En el modo de redes de VDS, se requieren dos nodos adicionales para DHCP.

Se crea un controlador de proceso adicional para cada clúster de proceso que se agrega a la implementación.

Figura 1. Clúster de administración en modo HA