Para instalar NSX, es necesario implementar varios dispositivos virtuales, preparar los hosts ESX y realizar cierta configuración para permitir la comunicación en todos los dispositivos físicos y virtuales.

En la primera parte del proceso, se debe implementar una plantilla de OVF/OVA de NSX Manager y comprobar que NSX Manager tenga conectividad completa con las interfaces de administración de los hosts ESX que administrará. En el siguiente paso, NSX Manager y una instancia de vCenter deben vincularse entre sí mediante un proceso de registro. Esto posteriormente permite la implementación de un clúster de NSX Controller. NSX Controller, así como NSX Manager, se ejecutan como dispositivos virtuales en los hosts ESX. A continuación, se deben preparar los hosts ESX para NSX mediante la instalación de varios VIB en los hosts. Estos VIB habilitan la funcionalidad de VXLAN de Capa 2, el enrutamiento distribuido y el firewall distribuido. Después de configurar las VXLAN, especificar los rangos de interfaz de red virtual (VNI) y crear zonas de transporte, puede crear la topología de superposición de NSX.

Esta guía de instalación describe en detalle cada paso del proceso.

Si bien esta guía es aplicable a cualquier implementación de NSX, también se la puede consultar a modo de ayuda durante el proceso de creación de una topología de superposición de NSX de ejemplo que se puede utilizar con fines de práctica, instrucciones y referencia. La superposición de ejemplo tiene un solo enrutador lógico distribuido NSX (a veces denominado DLR), una puerta de enlace de servicios Edge (ESG) y un conmutador de tránsito lógico NSX que conecta los dos dispositivos de enrutamiento de NSX. La topología de ejemplo también incluye elementos de una base, que incluye dos máquinas virtuales de ejemplo. Cada una de estas máquinas virtuales está conectada a un conmutador lógico NSX distinto que permite la conectividad mediante el enrutador lógico NSX (DLR).