Esta guía solo ha abordado por encima los muchos usos de SaltStack Config. Lo que distingue a SaltStack Config de sistemas de administración de configuración similares es su bus de eventos subyacente, que se utiliza para la comunicación entre procesos entre el maestro de Salt y los minions. En el sistema de eventos, tanto el maestro como los minions ven los eventos, y ambos pueden supervisar y evaluar los eventos. Este sistema de comunicación flexible y de alta velocidad permite ampliar capacidades principales de SaltStack Config para realizar casi cualquier tarea que necesite hacer.

Por ejemplo, con el sistema de señales y reactores de SaltStack Config, puede supervisar:

  • Cambios en el archivo
  • Carga del sistema
  • Estado del servicio
  • Discrepancia de configuración
  • Inicio de sesión no autorizado

Con los reactores, puede desarrollar respuestas automatizadas a estos eventos de red para proporcionar:

  • Control de nivel de archivo
  • Acciones autocorrectivas
  • Configuración autónoma
  • Corrección de seguridad

Más allá de estas funciones que se proporcionan listas para usar con SaltStack Config, también puede personalizar Salt según sus necesidades. Salt, que potencia SaltStack Config, se puede conectar y ampliar en gran medida. Si necesita que el sistema de administración de configuración realice tareas o funciones personalizadas, puede crear sus propios módulos de estado o ejecución de Salt personalizados.

Salt se escribe en Python, que es un lenguaje de programación que suele ser más fácil de aprender para los principiantes. También tiene una comunidad de usuarios de código abierto enriquecida que están disponibles para ayudarle a resolver problemas comunes con Salt y ayudarle a obtener más información.

Para obtener más información

Consulte: