IPFIX de VMware NSX proporciona datos de supervisión de red similares a los provistos por dispositivos físicos y ofrece a los administradores una vista clara de las condiciones de la red virtual.

VMware NSX virtualiza la red al permitir que el administrador de red pueda desacoplar la red del hardware físico. Esta funcionalidad facilita el crecimiento y la reducción de la red según sea necesario y hace que la red sea transparente para las aplicaciones que la atraviesan.

Al usar IPFIX de NSX en una red virtualizada, los administradores de red logran ver la red de superposición virtual. La generación de informes IPFIX de VXLAN mediante NetFlow está habilitada en el enlace ascendente del host. Proporciona visibilidad sobre los VTEP que encapsulan el paquete y los detalles de la máquina virtual que generó el tráfico entre hosts en un conmutador lógico de NSX (VXLAN).

El firewall distribuido implementa el seguimiento con estado de los flujos. Dado que estos flujos pasan por un conjunto de cambios de estado, IPFIX se puede utilizar para exportar datos sobre el estado de ese flujo.

Los eventos de seguimiento incluyen la creación de flujos, la denegación de flujos, la actualización de flujos y el desmontaje de flujos. Los eventos denegados se exportan como syslogs.