Es posible mejorar el rendimiento de las aplicaciones de una máquina virtual si se fijan sus CPU virtuales a los procesadores fijos. Esto permite evitar que las CPU virtuales migren en los nodos NUMA.

Antes de empezar

Inicie vSphere Client e inicie sesión en el sistema vCenter Server.

Procedimiento

  1. En vSphere Client, haga clic con el botón derecho en la máquina virtual del inventario y seleccione Editar configuración.
  2. Seleccione la pestaña Resources (Recursos) y, a continuación, Advanced CPU (Opciones avanzadas de CPU).
  3. En el panel Scheduling Affinity (Programación de afinidad), establezca la afinidad de CPU para los procesadores preferidos.
    Nota:

    Debe seleccionar manualmente los cuadros de todos los procesadores del nodo NUMA. La afinidad de CPU se especifica por procesador, no por nodo.