En la mayoría de los casos, usted administra el entorno de Auto Deploy al preparar la configuración del sistema, escribir reglas y aprovisionar hosts. En algunos casos, podría ejecutar tareas de administración avanzadas, como registrar nuevamente el servidor Auto Deploy o asignar una dirección IP estática a cada host.