ESXi puede dar formato a los dispositivos de almacenamiento basados en SCSI como almacenes de datos de VMFS. Los almacenes de datos de VMFS actúan principalmente como repositorios de máquinas virtuales.

Con VMFS5, se pueden tener hasta 256 almacenes de datos de VMFS por host, con un tamaño máximo de 64 TB. El tamaño mínimo requerido para un almacén de datos de VMFS es 1,3 GB; sin embargo, el tamaño mínimo recomendado es de 2 GB.

Nota:

Asimismo, siempre se debe tener un solo almacén de datos de VMFS para cada LUN.

Es posible almacenar varias máquinas virtuales en el mismo almacén de datos de VMFS. Cada máquina virtual, encapsulada en un conjunto de archivos, ocupa un único directorio separado. En el sistema operativo dentro de la máquina virtual, VMFS preserva la semántica del sistema de archivos interno, que garantiza el comportamiento correcto de la aplicación y la integridad de los datos de las aplicaciones que se ejecutan en las máquinas virtuales.

Cuando se ejecutan varias máquinas virtuales, VMFS proporciona mecanismos de bloqueo específicos para los archivos de máquina virtual, a fin de que las máquinas puedan operar de forma segura en un entorno de SAN en el que varios hosts ESXi comparten el mismo almacén de datos de VMFS.

Además de las máquinas virtuales, el almacén de datos de VMFS puede almacenar otros archivos, como plantillas de máquina virtual e imágenes ISO.