Para permitir que una máquina virtual intercambie datos por medio de RDMA, debe asociarla con un adaptador de red PVRDMA.

Requisitos

  • Compruebe que el host donde se ejecuta la máquina virtual esté configurado para RDMA. Consulte Configurar un host ESXi para PVRDMA.

  • Compruebe que el host esté conectado a una instancia de vSphere Distributed Switch.

  • Compruebe que la máquina virtual utilice la versión 13 del hardware virtual.

  • Compruebe que el sistema operativo invitado sea una distribución Linux de 64 bits.

Procedimiento

  1. Ubique la máquina virtual en vSphere Web Client.
    1. Seleccione un centro de datos, una carpeta, un clúster, un grupo de recursos o un host y haga clic en la pestaña Máquinas virtuales.
    2. Haga clic en Máquinas virtuales y haga doble clic en la máquina virtual en la lista.
  2. Apague la máquina virtual.
  3. En la pestaña Configurar de la máquina virtual, expanda Configuración y seleccione Hardware de máquina virtual.
  4. Haga clic en Editar y seleccione la pestaña Hardware virtual en el cuadro de diálogo que se muestra en la configuración.
  5. Desde el menú desplegable Nuevo dispositivo, seleccione Red y haga clic en Agregar.
  6. Expanda la sección Nueva red y conecte la máquina virtual al grupo de puertos distribuidos.
  7. En el menú desplegable Tipo de adaptador, seleccione PVRDMA.
  8. Expanda la sección Memoria, seleccione Reservar toda la memoria de invitado (todo bloqueado) y, a continuación, haga clic en Aceptar .
  9. Encienda la máquina virtual.