Una aplicación es un contenedor que representa una colección de componentes de hardware y software independientes que ofrecen una capacidad específica para respaldar a su negocio. vRealize Operations Manager crea una aplicación para determinar de qué forma se ve afectado su entorno cuando uno o varios componentes de una aplicación presentan problemas, así como para supervisar el estado y rendimiento generales de la aplicación. La pertenencia de los objetos en una aplicación no es dinámica. Para cambiar la aplicación, modifique de forma manual los objetos del contenedor.

Motivos para utilizar las aplicaciones

vRealize Operations Manager recopila datos de los componentes de la aplicación y muestra los resultados en un panel de resumen para cada aplicación con un análisis en tiempo real de alguno o de todos los componentes. Si existen problemas en algún componente, se puede ver en qué parte de la aplicación reside el problema y determinar de qué forma se extienden los problemas a otros objetos.