Los protocolos SSLv2 y SSLv3 han dejado de considerarse seguros, incluidos el SSLv2 y el SSLv3. Como procedimiento de seguridad recomendado para la protección de la capa de transporte, proporcione compatibilidad únicamente para protocolos TLS.

Antes de la puesta en producción, debe comprobar que los protocolos SSLv2 y SSLv3 están deshabilitados.