Un flujo de trabajo de Orchestrator se ejecuta de acuerdo con un flujo lógico de eventos.

Cuando ejecuta un flujo de trabajo, cada elemento de esquema del flujo de trabajo se ejecuta de acuerdo con la secuencia siguiente.

  1. El flujo de trabajo enlaza los atributos del token de flujo de trabajo y los parámetros de entrada con los parámetros de entrada del elemento de esquema.

  2. Se ejecuta el elemento de esquema.

  3. Los parámetros de salida del elemento de esquema se copian en los atributos del token de flujo de trabajo y los parámetros de salida de flujo de trabajo.

  4. Los atributos del token de flujo de trabajo y los parámetros de salida se almacenan en la base de datos.

  5. El siguiente elemento de esquema empieza a ejecutarse.

Esta secuencia se repite en cada elemento de esquema hasta que se llega al final del flujo de trabajo.

Puntos de comprobación del token de flujo de trabajo

Cuando se ejecuta un flujo de trabajo, cada elemento de esquema es un punto de comprobación. Después de la ejecución de cada elemento de esquema, Orchestrator guarda los atributos de token de flujo de trabajo en la base de datos; a continuación, empieza a ejecutarse el siguiente elemento de esquema. Si el flujo de trabajo se detiene inesperadamente, la próxima vez que se reinicia el servidor de Orchestrator, el elemento de esquema activo se vuelve a ejecutar y el flujo de trabajo continúa desde el inicio del elemento de esquema que se ejecutaba cuando se produjo la interrupción. Ahora bien, Orchestrator no implementa la administración de transacciones ni la función de reversión.

Fin del flujo de trabajo

El flujo de trabajo finaliza si el elemento de esquema activo es un elemento de fin. Cuando el flujo de trabajo alcanza un elemento de fin, otros flujos de trabajo o aplicaciones pueden utilizar los parámetros de salida del flujo de trabajo.