El proceso para desarrollar un flujo de trabajo implica una serie de fases. Puede seguir una secuencia de fases distinta u omitir una fase, según el tipo de flujo de trabajo que esté desarrollando. Por ejemplo, puede crear un flujo de trabajo sin la creación de scripts personalizada.

En general, un flujo de trabajo se desarrolla a través de las fases siguientes.

  1. Crear un flujo de trabajo nuevo o un duplicado de uno que ya exista en la biblioteca estándar.

  2. Proporcionar información general acerca del flujo de trabajo.

  3. Definir los parámetros de entrada del flujo de trabajo.

  4. Diseñar y vincular el esquema de flujo de trabajo para determinar el flujo lógico del flujo de trabajo.

  5. Enlazar los parámetros de entrada y de salida de cada elemento de esquema con los atributos de flujo de trabajo.

  6. Escribir los scripts necesarios para los elementos de tarea de scripts o los elementos de decisión personalizada.

  7. Crear la presentación del flujo de trabajo para definir el diseño del cuadro de diálogo de parámetros de entrada que ven los usuarios al ejecutar el flujo de trabajo.

  8. Validar el flujo de trabajo.