Para reducir el tráfico de red que se genera al transferir datos durante la sincronización inicial total, vSphere Replication le permite copiar los archivos del disco virtual o utilizar archivos que ya existan en el almacén de datos de destino, y establecerlos como inicializaciones de la replicación cuando configura la replicación.

vSphere Replication compara las diferencias en el sitio de origen y el sitio de destino, y replica solo los bloques cambiados.

Durante la configuración de la replicación, al seleccionar un almacén de datos de destino para la máquina virtual,vSphere Replication busca un disco con el mismo nombre de archivo en el almacén de datos de destino. Si existe un archivo con el mismo nombre, vSphere Replication le dará una advertencia y le ofrecerá la opción de usar el archivo de disco existente como una inicialización de la replicación. Si acepta la opción, una vez que la replicación de la máquina virtual esté completamente configurada y habilitada,vSphere Replication comparará las diferencias y replicará solo los bloques cambiados. Si no acepta la indicación, deberá cambiar la ubicación de destino para su replicación.

Nota:

Si desea copiar archivos del almacén de datos de origen al de destino, la máquina virtual de origen debe estar apagada antes de descargar los archivos vmdk que se utilizarán como inicializaciones en la replicación.